Etiquetas

,

En un post anterior traté los perfiles profesionales necesarios para crear un buen producto e-learning, artículo que venía derivado de otro en el que reflexionaba sobre los factores que determinan la calidad de la formación e-learning en la empresa. Ambos quedarían cojos si no inspeccionamos el mercado (me refiero al mercado español) para ver cuáles son los puestos demandados. Así, si para crear un producto de calidad determinamos que son necesarias una serie de competencias profesionales, el que el mercado las demande o no (y, en caso afirmativo, cómo las demanda) nos puede dar una pista del tipo de formación TIC que se está produciendo y sus carencias.

Demanda del mercado

¿Qué perfiles de los citados demanda más el mercado?, ¿en qué condiciones?, ¿son puestos estables?, ¿coinciden estos perfiles con los puestos ofertados?, ¿qué requisitos solicitan las empresas a los candidatos que demandan empleo? Escudriñando en las webs de ofertas de trabajo podemos empezar a pescar datos. Para el perfil de product manager las empresas tienden a valorar las competencias en programación antes que las de disciplinas de educación o de dirección y administración de empresas; así, lo más común es solicitar ingenieros informáticos superiores para cubrir estos puestos. Los expertos en contenidos suelen ser profesionales del sector o la materia sobre la que se quiere impartir la formación, profesionales freelance que se ligan a la empresa mediante contrato mercantil y de los que se valora favorablemente, aunque no es imprescindible, que hayan impartido formación a cualquier nivel en algún momento de su carrera. Quizá el perfil más demandado por el mercado sea el de analista programador, al que se le solicita que domine PHP, bases de datos SQL y MySQL, Javascript, Flash, ActionScript, el estándar SCORM y, muy frecuentemente, que tenga capacidad como desarrollador Moodle. Y es que proliferan también las ofertas que solicitan específicamente administradores y desarrolladores Moodle (el dominio de Moodle es abrumador: se suele añadir que es deseable experiencia en otras plataformas LMS… pero sin llegar a citar siquiera sus nombres). En cuanto a los diseñadores gráficos, pueden provenir de cualquier rama de su profesión, siempre que dominen desarrollo web (HTML y CSS) y, sigue siendo siempre requerido, Adobe Flash.

Perfiles profesionales

En el resto de perfiles que citaba en el post anterior es donde la hibridación, la conjunción de competencias en un único puesto, se ve más acentuada. Se buscan profesionales polivalentes que abarquen diferentes disciplinas. Se tiende a que el desarrollador de contenidos o técnico en e-learning sea capaz de pensar en una estrategia didáctica, hacer el diseño instruccional, encargarse de la redacción del curso, diseñar actividades interactivas, realizar las pruebas de calidad, implementarlo en la plataforma LMS y dinamizarlo. Para estos puestos, la empresa suele requerir licenciados en pedagogía, sin descartar licenciaturas afines a la producción multimedia, como puede ser comunicación audiovisual.

Al no haber una titulación universitaria específica, los estudios de postgrado que se ofrecen en España y que tratan de adaptarse a los tiempos ofrecen un perfil multidisciplinar muy parecido al que acabo de citar. El Máster universitario de Educación y TIC de la UOC pretende formar “tanto en el ámbito directivo y de gestión como en el del diseño instruccional y tecnológico”. El Mäster en e-learning de la Universidad de Sevilla va dirigido a aquellos que quieran una “especialización (sic) de calidad como diseñadores, gestores, planificadores, tutores, de proyectos de e-learning” (la coma mal puesta no es mía). Podría citar más másteres, pero estos dos valen como ejemplo.

Casualmente, esta semana pasada he conocido, vía @DevelopNewMinds y a través del blog de FONTA (Formación en Nuevas Tecnologías del Audiovisual), un informe del ONTSI sobre la oferta y demanda de profesionales en contenidos digitales que analiza cuatro dimensiones de este sector: oferta formativa, necesidades y requerimientos formativos existentes desde las empresas del sector, adecuación entre las necesidades de las empresas y la respuesta de las instancias formativas, y un análisis de las ofertas de trabajo vinculadas al ámbito de los contenidos digitales. Encuentra el informe que la oferta formativa actual en Formación Profesional está “poco desarrollada, falta de actualización, con necesidad de cubrir nuevos perfiles tecnológicos y digitales”. En cuanto a la oferta universitaria, trata esta de adaptarse al mercado mediante másteres y cursos de postgrado. Según este informe las empresas demandan profesionales polivalentes con conocimientos multidisciplinares, buscan completar en cada perfil aquellas áreas menos desarrolladas y requieren perfiles genéricos con capacidades básicas para cada uno de ellos completadas con formación y experiencia en otras materias. Los perfiles más buscados en el sector (recuerdo que se refiere a la creación de contenidos digitales, no en exclusiva al e-learning) son: diseñador gráfico, programador web, programador de videojuegos y programadores informáticos. Señala como los perfiles con mayor déficit de formación los técnicos de imagen y sonido, los comerciales, los diseñadores de videojuegos y animadores, y los asociados al desarrollo de nuevas formas de comunicación (cita como ejemplo los community manager).

Realiza un análisis DAFO del sector que me parece en buena medida extrapolable al mercado e-learning. Lo reproduzco a continuación para cerrar el post.

Dafo1

Dafo2

Referencias:

Si alguien llega a este post procedente de un buscador, que sepa que lo que ha leído puede considerarse la tercera entrega de dos anteriores:

About these ads